Peter, te has equivocado

Pasaban pocos minutos de las cinco de la tarde cuando nos encaminábamos hacia un sprint en teoría no muy complicado en la cuarta etapa del Tour de Francia. Una caída en el último kilómetro dejó pocos ciclistas en condiciones de disputar la victoria; iba a ser, sobre el papel, un sprint limpio (sin tener en cuenta la caída anterior, claro está). En este momento, al bicampeón del mundo y seguramente mejor ciclista del momento, se le cruzaron los cables y, digámoslo abiertamente, a Sagan hoy se le fue la cabeza; decidió que Cavendish no podía participar del sprint arremetiendo contra él, sacando el codo y empotrando al ciclista británico contra las vallas publicitarias de meta. Esta acción provocó la caída del británico, (que iba por donde no debía, por otro lado) incluyendo posteriormente a dos sprinters de la talla de John Degenkolb y Ben Swift.

En un primer momento ,parecía que había sido un encontronazo que había provocado la accidental caída pero, con la repetición, se pudo apreciar como Sagan sacaba el codo de manera totalmente antideportiva provocando así el accidente.

Pronto, en las redes, aparecieron defensores del campeón del mundo que pretendían justificar su acción y otras personas que pedían justicia, entre las que por supuesto me encuentro. En un primer momento pareció que para la organización pesaba más la figura de Sagan que la propia acción ya que el ciclista eslovaco fue sancionado con 30″ cosa que me parece una broma de mal gusto. Posteriormente, debió aparecer una cabeza pensante que decidió que la medida correcta era expulsar a Sagan del Tour.

Entiendo que para el espectáculo es una pérdida pero, sinceramente, es lo mínimo. Hay que poner fin a este tipo de acciones que perfectamente podían haber acabado en una tragedia, cosa que por suerte no ha ocurrido.

Por último, me gustaría dirigirme a la figura de Peter Sagan. Como ciclista te admiro, tienes un talento innato y una calidad admirable; además, eres la cara principal del ciclismo a nivel mediático pero, últimamente, te ha “comido el personaje”. Sí, te crees que estás por encima del bien y del mal y en los últimos tiempos estás teniendo acciones antideportivas (como bien ha dicho Pedro Delgado), así que como aficionado al ciclismo, por favor, te pido que reflexiones ahora que tienes tiempo y que recapacites sobre algunas de tus acciones.

¿Lo peor del ciclismo actual? Los ultras de Nairo

Continuando con la línea que inició Miguel Triviño ayer, criticando la forma de actuar de algunas personas en las redes, ya es hora de denunciar los comportamientos de algunos ¨aficionados¨ al ciclismo.

Parece ser que por alguna ley que desconozco, si expresas tu opinión sobre Nairo, sin descalificarle ningún momento como persona (ya que, por lo menos yo, no le conozco personalmente y no puedo valorarle como tal) pero, si hablas mal de Nairo, ya sea de alguna decisión en carrera o de su forma de correr, te enfrentarás a una horda rabiosa de tuiteros. La mayoría de los que te suelen atacar o incluso amenazar son de origen colombiano; entiendo la defensa de uno de los símbolos deportivos de tu país, pero no ese radicalismo y esa obsesión por acabar con todo aquello que no defienda a muerte a Nairo.

Nairo es un gran ciclista, sin duda, particularmente no me gusta, pero lo respeto. Lo que hace que Quintana pierda muchos apoyos es la gente que está detrás de él (no todos, claro está), pero si una mayoría que se dedica a insultar e incluso a amenazar a quién no rinda pleitesía al ciclista colombiano.

Además, estoy seguro de que, tras escribir este artículo sin llegar a descalificar en ningún momento a Nairo, muchos colombianos vendrán a la web a criticar: ya me lo sé, ya nos conocemos todos. Pero oye, que cuántos mas vengáis mejor, más relevancia para nuestra web, que al fin y al cabo es algo positivo.

Si digo que Nairo no da un relevo ni en una contrarreloj por equipos, ustedes me van a matar, si digo que le encanta ir enganchado a la rueda de Froome o de¡ Contador en su defecto, me van a criticar, pero sinceramente me da igual, ya es hora de denunciar este comportamiento ante el cual no hay que achantarse.

Si van a venir a criticar de manera constructiva bien si van a venir a insultar, MEJOR. Quedarán totalmente retratados como personas.

¿Qué le falta a Richie Porte?

Retomamos esta sección del web con otro gallo del pelotón: el ciclista australiano Richie Porte, que actualmente es una de las figuras más potentes del pelotón internacional, pero que todavía tiene la espinita clavada de no haber conseguido dar el gran salto en una Gran Vuelta.

A estas alturas de la carrera de Richie (32 años) es indudable su calidad como ciclista, es uno de los mejores escaladores del momento y, además, es un gran contrarrelojista, lo que le hace cumplir con todas las características de un favorito a las vueltas por etapas; por otro lado, tampoco le falta equipo, ya que forma parte de la estructura suiza del BMC, uno de los equipos más poderosos del pelotón internacional. Entonces, ¿cómo no ha conseguido hincarle el diente a una grande todavía?

Porte
En el Tour 2016, Porte mostró su mejor versión en la montaña, aunque un fallo en la segunda etapa de la ronda francesa le privó del podio final. © Tim de Waele

La respuesta parece difícil. Esta está quizás en la constancia: Porte tiene en su palmarés varias vueltas por etapas, carreras de una semana, en las que resulta ser casi imbatible, pero en las grandes vueltas no ha sido así, en carreras de tres semanas alterna exhibiciones en la montaña con desfallecimientos al día siguiente, pérdida de minutos en abanicos en el llano y alguna que otra desafortunada caída que le ha alejado de posibles triunfos.

Desde mi particular opinión, quiero que Porte consiga una gran vuelta ya que me parece un ciclista fenomenal y merece tener al menos una grande en su palmarés, ojalá que la suerte le acompañe porque, por detrás de Contador, Richie es mi ciclista favorito. Mucha suerte para el demonio de Tasmania.

¿Qué le falta a Rafal Majka?

En la redacción de esta web se nos ha ocurrido crear una nueva sección en la que analizaremos los puntos a mejorar de ciertos ciclistas para poder optar a cosas grandes.

El primer protagonista es ni más ni menos que el ciclista polaco del conjunto Bora Rafal Majka, el corredor de 27 años es un contrastado escalador, pero… ¿qué le falta para optar a poder ganar alguna gran vuelta por etapas?

Después de las dos victorias de etapa que obtuvo en la edición del Tour de Francia de 2014, saltó a la fama como uno de los mejores escaladores del mundo y mucha gente lo situaba como uno de los mejores talentos para ganar una de las tres grandes. Si analizamos sus actuaciones en vueltas grandes, destaca su actuación en el Giro donde siempre ha finalizado en el Top 10 en cada una de sus tres participaciones, por otro lado destaca su tercer puesto en la Vuelta a España del 2015, en el Tour se ha dedicado a luchar por el maillot de puntos rojos y a ayudar a su líder en aquel momento Alberto Contador.

Majka, en el podio de La Vuelta 2015 junto a Aru y Rodríguez. © Tim de Waele
Majka, en el podio de La Vuelta 2015 junto a Aru y Rodríguez. © Tim de Waele

Ahora Majka se encuentra ante la responsabilidad de ser, en mi opinión, el líder de su nuevo equipo de cara a las grandes vueltas. Debe de mejorar sobre todo su regularidad ya que hay días en los que desconecta y pierde grandes minutadas que le impiden luchar por las clasificaciones. En algunos momentos parece un corredor demasiado frío y poco valiente, pero sin duda la calidad en las piernas la tiene. Por último#Qu# si mejorase un poco sus prestaciones en la contrarreloj sin duda se convertiría en uno de los principales candidatos a la victoria.

Veremos lo que nos espera en los próximos años y cual es el techo de este grandísimo corredor que ahora mismo entra en la etapa de esplendor de su carrera profesional.